Seguinos en Facebook Instagram Twitter
nubes nubes 14°C

Rosario

Balearon a un quiosquero y a la clienta de una carnicería

Dos sujetos en moto fueron a asaltar un local de Génova al 1600 y en la huida dispararon contra otros inmuebles y comercios de la cuadra. Había mucha gente en la zona esperando el colectivo y haciendo compras. Los dos heridos fueron trasladados a hospitales en diferentes autos.

Foto: captura de pantalla El Tres

Foto: captura de pantalla El Tres

Un nuevo anochecer de pánico en Arroyito. Delincuentes armados asaltaron este lunes al atardecer un quiosco de avenida Génova al 1600, a metros de Alberdi, y en la huida dispararon contra otros comercios de la cuadra con un saldo de dos personas heridas. Los vecinos escucharon al menos doce disparos cuando la zona estaba llena de gente haciendo compras o esperando el colectivo.

El hecho ocurrió después de las 19 cuando dos sujetos arribaron a la cuadra en moto. Uno de ellos bajó del rodado e ingresó con un arma al quiosco mientras el otro delincuente quedó esperando.

Cuando salió del local, el ladrón disparó contra el quiosquero y contra una carnicería y otros inmuebles de la cuadra.

En la balacera, una mujer mayor que estaba en una carnicería lindera recibió un tiro en el abdomen mientras que el quiosquero fue baleado en el brazo. Ambos fueron trasladados a distintos efectores: el hombre en un taxi y la mujer, en un auto particular.

Testigos contaron que los comercios del barrio estaban muy concurridos a esa hora y también había varias personas esperando el colectivo en la zona del tiroteo.

La Policía arribó minutos después de los traslados de los heridos y procedió a vallar la zona para el operativo de investigación de los hechos.

"Desparramo de balas"

El dueño de la carnicería donde fue baleada la clienta contó que en el lugar hubo "un desparramo de balas" y que todo ocurrió cuando los delincuentes ya habían robado el quiosco.

El hombre lamentó la falta de patrullaje de las fuerzas de seguridad en la zona y contó que tiempo atrás recibió llamadas con amenazas. Sin embargo, la Policía le aseguró que la banda que hacía esas intimidaciones ya habría caido.

El comerciante detalló que al momento del ataque había cinco personas en su local, entre ellos un niño, y todos pudieron tirarse al piso con los tiros menos una mujer mayor que recibió la bala en el abdomen.

Fuente: Rosario3

Noticias Relacionadas

Comentar

Archivo de Noticias