Seguinos en Facebook Instagram Twitter

Inseguridad

P Esther: Roban setecientos mil pesos de una vivienda en un country privado

El barrio cuenta con vigilancia privada.

El barrio cuenta con vigilancia privada.

Aunque el country “Campos de Esther” cuenta con vigilancia privada, eso no impidió que se robarán del interior de una vivienda, mientras su titular, Sebastian Lertora, no se encontraba en ella, unos setecientos mil pesos. La denuncia quedó asentada en la Subcomisaria 15° de la vecina localidad y tiene preocupado a todos sus vecinos ya que es el sexto robo acontecido en la misma modalidad desde que fue inaugurado el barrio.
Una casa en este barrio ubicado sobre la avenida 27 de Febrero, camino al camping municipal, oscila entre los trescientos mil dólares, y un terreno unos cincuenta mil dólares; y la seguridad privada del mismo se vende como estandarte de tranquilidad. No obstante, vecinos del mismo se encuentran más que preocupados dado que este robo ocurrido entre el domingo y lunes pasado se suma al sexto en los últimos meses de manera similar, el anterior ocurrió a principio de febrero pasado.
Cuando Lertora llegó a su casa, el lunes por la mañana y tras haberse ausentado por unas veinticuatro horas aproximadamente, se encontró con que desconocidos habían ingresado a la misma y que sin provocar ningún tipo de desmán, solamente optaron por llevarse la importante suma de dinero, “el único rastro que dejaron es que al pinchar unas latas de cervezas, pisaron y dejaron huellas. Fueron directamente al dinero, porque es una casa de cuatro piezas, tres años, muchos muebles y varios objetos de valor, pero no tocaron ni revolvieron nada. Además, estaba el dinero en una caja de zapatos guardada y debajo de varios muebles” – indicó.
El hombre también mencionó las secuencias antes de retirarse del lugar; “llegué el sábado a la noche con mi hijo de doce años y me puse a contar el dinero correspondiente a operaciones que hago de venta de granos y legumbres. Para mí, o ya había alguien adentro de la casa espiando o anteriormente ingresaron y me colocaron una cámara para observarme hasta que me fui a dormir. Y aprovecharon cuando me retiré el domingo” – contó sumando a que hace dos años que alquila en el country y nunca antes había tenido problemas.

“Para mí es una persona que está adentro del barrio y sabía que vivo viajando por mi trabajo” – expresó apuntando sus sospechas al personal de seguridad o de mantenimiento; “y de vigilancia me dijeron que solamente tienen seis cámaras en todo el barrio y un auto para hacer un único recorrido por noche tanto por adentro como afuera. Incluso el rondín les lleva cincuenta minutos, o sea que en ese lapso te pueden desvalijar cualquier casa y nadie ve nada. Sumado a que el administrador ni siquiera vive acá, es de Rosario, y no se entera de nada de lo que ocurre.”
Así fue que indignado por la situación, sin recibir ningún tipo de respuestas clara de la empresa de vigilancia ni del administrador, el hombro optó por atrincherarse el lunes por la mañana bloqueando los dos accesos al country con sus camionetas: “incluso la seguridad llamó a la policía y me quisieron llevar preso a mí en vez de buscar al ladrón que está ahí adentro” – contó sumando a que el personal de la fuerza de seguridad provincial no puede ingresar a hacer recorridos en el lugar.
“El robo pasó el domingo cuando no entran trabajadores, ni carpinteros ni albañiles. Los fines de semana solamente están los de vigilancia y los que viven en el barrio. No se puede echar la culpa a los de afuera” – agregó mencionando que en las últimas horas ampliaría la denuncia brindando datos de empleados de mantenimiento y de todo el personal de vigilancia que estuvo en las guardias desde el sábado hasta el lunes.
Otro vecino, quien solicitó se preserve su identidad, denunció que todos los moradores se encuentran muy preocupados, ya que no logran entender cómo es posible que ocurran estos robos con el existente cerco y la empresa de seguridad. Incluso indicó que, por los hechos anteriores, echaron a un administrador habiendo uno nuevo desde hace un mes pero nada cambió. Y expresó que todos los hurtos ocurrieron en la misma modalidad, cuando sus inquilinos salen siendo fines de semana.
En febrero, una familia al regreso de sus vacaciones se encontró con que también desconocidos habían desvalijado su propiedad: constataron que faltaban 5.500 dólares, dos computadoras, tres relojes, joyas, dos monitores, entre otras pertenencias. En la vivienda no se hallaron signos de violencia – según la denuncia asentada en la policía. Y como si fuera poco, todavía queda en la memoria de las tranquilas familias del barrio, cuando en el 2018 un mega operativo de Policía Federal permitió la detención en una vivienda también de este country de los tres condenados del clan Camino por el asesinado de Jonathan “Bam Bam” Flores.

Noticias Relacionadas

Comentar

Archivo de Noticias