Seguinos en Facebook Instagram Twitter
algo de nubes algo de nubes 21°C

Asesinaron a cuchillazos a un preso en la cárcel de Coronda

El fallecido tenía 21 años y estaba condenado por un homicidio en ocasión de robo ocurrido en la ciudad de Rafaela. Se abrió una investigación para tratar de establecer cómo fue el crimen

Imagen de Asesinaron a cuchillazos a un preso en la cárcel de Coronda

Un preso alojado en la cárcel de Coronda fue asesinado a cuchillazos el miércoles pasado por la noche dentro de una celda del pabellón de evangelistas. La víctima tenía 21 años y fue identificada como Lucas Ezequiel Amarillo. Cumplía una condena a 25 años de prisión por el delito de homicidio en ocasión de robo agravado.

El interno falleció en una de las celdas del pabellón Nº 7 de los Evangelistas, según detalló El Litoral de Santa Fe. Fuentes de la investigación informaron que Amarillo ingresó a las 11 de la noche en una celda que no era la propia, donde había una persona, y detrás suyo entraron otros tres internos. Lo que se presentaba como una reunión, duró apenas algunos segundos.

Las cámaras de seguridad del pabellón permiten ver a Amarillo, de short y musculosa azul o celeste, retirarse de la celda ajena, caminar unos metros hacia el centro del patio y caer desvanecido en la puerta de otra celda.

Se encontraba purgando una condena a 25 años de prisión por el delito de homicidio en ocasión de robo, agravado por la participación de menores de edad, ocurrido en la ciudad de Rafaela, a mediados de 2020.

La puntada mortal

Cuando fue apuñalado otros internos empezaron a auxiliarlo y lo llevaron hasta una puerta jaula para que sea trasladado de urgencia a un centro de salud.

Sin embargo, la herida fue tan profunda que le perforó el corazón, según informaron los médicos, y no se pudo hacer nada para salvar su vida. La estocada mortal fue ocasionada con un elemento cortopunzante del tipo faca.

En el caso interviene el equipo de peritos forenses de la Agencia de Investigación Criminal del departamento San Jerónimo y se informó de lo ocurrido al fiscal de Coronda, Marcelo Nessier, quien ordenó la realización de autopsia y el secuestro de las cámaras de seguridad, así como la realización de entrevistas al personal de guardia de la Unidad Penal Nº 1.

En tanto, la fiscalía se encontraba trabajando en la identificación de las personas que entraron a la celda junto a la víctima para luego determinar responsabilidades y distribución de roles en la mecánica del crimen.

También se conoció que en uno de los patios internos del penal se halló un arma blanca del tipo "chuza" de unos 21 cm de largo y con manchas de sangre que se presume serían del fallecido.

Fuente: Rosario 3

Noticias Relacionadas

Comentar

Archivo de Noticias